Materiales más utilizados en la fabricación de bañadores.

Cuando compramos productos de natación y miramos las tablas técnicas, vemos que existen diferentes materiales más utilizados en la fabricación de bañadores.

En este post, podrás encontrar los materiales más comunes, las diferencias entre unos y otros, las utilidades y en qué tipo de bañador se usan.

Casi todos los bañadores, se fabrican con una mezcla de al menos dos materiales, un polímero ligero, resistente y que da cuerpo al bañador y otro elástico para la compresión muscular.

Los materiales más utilizados en la fabricación de bañadores:

Poliéster:

Uno de los polímeros más comunes que podemos encontrar en los bañadores y otras prendas deportivas.

Suave al tacto, mantiene la forma sin estirarse ni encogerse y se seca rápido por su poca capacidad de absorción.

Su origen es sintético y es muy utilizado ya que es fácil sublimarlo con colores y diseños diferentes.

Poliamida:

Polímero que se encuentra tanto en bañadores y prendas deportivas como en otros objetos cotidianos, seguro que te suena más haberlo escuchado como nylon.

Muy resistente, cuenta con una buenísima relación resistencia/ligereza, lo cual lo hace ideal para capas externas de prendas deportivas que necesitamos sean muy resistentes sin que pesen demasiado o para prendas expuestas al roce directo y productos químicos como es el caso de los bañadores, expuestos al roce con los bordes de las piscinas, los pódiums de salida y los productos químicos del agua.

Cuenta con una elasticidad mayor que el poliéster, pero es complicado sublimar en este material.

Elastano o lycra:

Conocido por la marca comercial lycra, es muy común en los bañadores en menor proporción que el poliéster o la poliamida.

Proporciona elasticidad al bañador conservando el poder de compresión y la máxima resistencia.

Aunque se llame elasteno, la marca lycra registró la patente en su momento y ha continuado investigando sobre este material, modificando sus proporciones para conseguir los mejores usos en cada deporte.

¿Qué material es mejor?

La pregunta del millón para fabricantes y compradores, pero a la hora de buscar información nos encontramos con poca objetividad en este sentido.

Nuestra respuesta: ¡Depende de lo que busquemos!

En resumen,

El poliéster es un buen material por su lig

ereza y facilidad para sublimar con diseños y colores diferentes, para materiales deportivos. Muchas camisetas de running, bañadores y forros térmicos están fabricadas en poliéster por lo sencillo de su tratamiento y lo económico. Es resistente y ligeramente transpirable, aunque menos que la poliamida, por eso se dirige más hacia bañadores de entrenamiento, que cubren menos superficie del cuerpo, se ajustan por el diseño que tienen y no es necesaria tanta elasticidad. Además, suelen ser bañadores más coloridos y con diseños fantasiosos.

La poliamida, es un material muy resistente y elástico, proporciona gran compresión muscular con un mínimo desgaste. Su alta transpirabilidad lo hace ideal para el exterior de prendas deportivas como abrigos térmicos y bañadores de competición que cubren gran parte del cuerpo. Es más complicada de sublimar, de ahí que los bañadores de competición sean más “serios” y con colores más estables.

El elasteno es siempre necesario en la composición de un bañador, debe acompañar al poliéster y/o la poliamida, ¡siempre en menor proporción! Le dará a nuestro bañador la elasticidad necesaria para la compresión muscular. Es importante la calidad del elasteno, ya que de él depende que el bañador recupere su forma una vez tras otra después de usarlo. La marca Lycra, nos proporciona una alta calidad con sus elastenos aplicados al deporte.

Esperamos que os haya sido útil para conocer los materiales más utilizados en la fabricación de bañadores y os facilite vuestras futuras compras.